Olvido García Valdés lee algunos de sus poemas en Es Polvorí. MOISÉS COPA IBIZA | MARTA TORRES Un ojo azul y desconocido que se acerca desde el extremo de una sala fue la primera imagen que evocó la lectura de poemas que protagonizó ayer por la tarde en Es Polvorí Olvido García Valdés.